martes, 28 de agosto de 2012

CONSTRUYE UN LAMBORGHINI CON CHATARRA

Si no puedes consegir el original, confórmate con una réplica "hecha en casa"...


Un granjero chino ha construido una réplica del Lamborghini Reventon, uno de los automóviles deportivos más exclusivos del mundo, con chatarra y materiales encontrados en la basura.

Wang Jian, que además de agricultor, es un mecánico de 28 años de la provincia china de Jiangsu que pasó los últimos doce meses recolectando metales y piezas en desuso para armarse su propio auto de lujo.

Jian desarrolló una pasión por los coches a una edad muy temprana e incluso trabajó en un taller mecánico durante 10 años antes de abrir su propio negocio de reparaciones. Sin embargo, el joven siempre sintió que algo le faltaba a su vida: su propio Lamborghini Reventon, su auto favorito. ¿El problema? Por supuesto, el precio. El lujoso automóvil cuesta más de un millón de dólares.

Pero Jian no se rindió. Decidió que, si no iba a poder comprarse el auto de sus sueños, intentaría construirse uno. Y el año pasado puso manos a la obra para cumplir su objetivo.

Como primer paso adquirió un viejo Volkswagen para utilizar de base, y compró un Lamborghini Reventon de juguete, para usar a modo de referencia. Luego modificó el chasis, reubicó el motor en la parte trasera del vehículo y con trozos de metal encontrados en la basura le dio la forma aerodinámica y característica de la "macchina".

Así, luego de un año de intenso trabajo, logró ensamblar algo bastante parecido a un Lamborghini real. Claro que todavía le faltan "detalles" de pintura, y que una bicicleta lo podría superar en cuanto a velocidad. Pero Wang Jian logró su cometido: ser el dueño del auto de sus sueños, por sólo 9.500 dólares.

Lamentablemente las autoridades no le dejaron registrar el vehículo por razones de seguridad, y Jian lo utiliza para transportar fertilizantes en su granja.
Publicar un comentario