viernes, 28 de diciembre de 2012

Consejos para convivir con un perro ciego


Si tu mascota perdió la visión por una enfermedad o accidente, tu vida tendrá tantos cambios como la de ella. Muchos dicen que una mascota ciega se convierte en demasiado dependiente de su dueño y necesitará ayuda constante. Eso no es verdad; así como los humanos, los perros que tienen alguna deficiencia en la visión desarrollan otros sentidos para facilitar su vida. Solo necesitan un empujón.


Las mascotas ciegas pueden desplazarse por tu hogar normalmente y tener una vida muy feliz pese a la ceguera. Aprenda algunos consejos básicos para ayudar tu perro a ser feliz:

Es obvio, pero no cambies los muebles de lugar. La mascota está acostumbrada con los espacios y caminos que tiene que seguir y si cambias las cosas de sitio, confundirá la cabeza del perro, que intentará aprender el nuevo camino, chocándose con los muebles y probablemente haciéndose daño.

Proteja la esquina de los muebles como armarios, puertas, mesillas de noche y cualquier parte de los muebles que puedan hacer daño a tu perro. Utiliza alfombras que no derrapan para ayudar tu perro a mantener el equilibrio y desplazarse cómodamente de un sitio a otro.

Mantenga la comida y agua siempre en el mismo sitio. Si tienes escaleras, coloca una pequeña puerta que impida que el perro caiga escaleras abajo.

Si tienes otros animales en casa, es útil colocar collares que emitan sonidos para que tu perro se entere de la presencia de ellos sin asustarse. Puedes también llevar pulseras que hagan ruido para que tu perro sepa que estás cerca.

Cuando tengas invitados en casa, avisa que tu perro es ciego. El perro debe primero oler las personas antes de recibir alguna caricia.

Nunca abordes tu perro por la espalda o cuando está durmiendo, el puede entrar en pánico.

Cuando salgas a pasear, prefiera una correa para perros corta, así tendrás más control sobre él y él se sentirá más seguro sintiéndote cerquita.

Si tu perro duerme en la parte externa de la casa, en tu jardín o terraza, lo mejor es que dejes el local lo más limpio posible, sin demasiados objetos u obstáculos. Acuérdate de mantener siempre la puerta cerrada.
Publicar un comentario