martes, 23 de septiembre de 2014

UN BAR FILIPINO PARA ALMORZAR CON TU MASCOTA.

Es el primero de su tipo, con especialidades y menús para diferentes especies. Y deja contentos tanto a humanos como caninos.

En Filipinas existe un bar en el que los clientes pueden sentarse, relajarse, y compartir un momento tomando café con sus mascotas. “Whole pet kitchen”, ubicado en la ciudad de San Juan, es el primer bar-restaurant para seres de cuatro y dos patas, con un menús diferenciados para humanos y perros.

Las recetas para ambos son, por supuesto, caseras. Es algo que la chef y dueña del lugar Giannina González, se toma muy enserio: “Yo hacía tandas completas de galletas y muffins, y se los entregaba a mi veterinaria, además de probarlos con mis propias mascotas”. Es que los alimentos prefabricados, explica, suelen tener buen sabor pero son un desastre nutricional.

La especialidad de la casa es la “Lasagna de Jack”, que contiene carne vacuna, hígado y vegetales, yogurt y queso. Las mascotas-clientes, dicen, suelen limpiar el plato con la lengua. El negocio es todo un éxito en Filipinas. Tanto, que la dueña planea pronto abrir un café para humanos y gatos. Cuidado con confundir los platos.



Publicar un comentario