jueves, 18 de febrero de 2016

12 COSAS LUJOSAS QUE SOLO PODRAS VER EN DUBAI.

Dubai es uno de esos países de moda que están intentando llamar la atención y el turismo en un sector de lo más especializado: el lujo. Por eso, aunque todos los países tengan más de una cara, en el caso de Dubai, su lado lujoso eclipsa más que cualquier otra faceta de ese país. Es un lujo tan exagerado, que nos sorprenden algunas de estas cosas que te enseñamos a continuación.
Pasear a tu mascota

Puede parecer un tópico, pero ahí, en vez de sacar de paseo a tu perro, la gente suele pasear a su camello. Sí, en algunas partes de Dubai es frecuente ver cómo la gente va paseando con su camello. No se dedican a la venta de servicios, como paseos en camello, sino que son sus propias mascotas y esa es su forma de despejarse.

Por supuesto, seguramente también verás perros y otro tipo de mascotas, pero así ya estás avisado, por si ves algún camello, y tu vena turística ya te está asaltando, con el pensamiento de que te van a ofrecer un paseo en camello por la playa. Al igual que los caballos, hay personas que los tienen por afición.


Starbucks de lujo

Sabemos que estamos en un lugar considerado de lujo, cuando las cosas más normales o cotidianas tienen su toque extravagante. Y ver una de estas cafeterías Starbucks con su propia lámpara de araña del techo y paredes de mosaicos, ya nos puede indicar que no es un lugar demasiado discreto.

También es cierto que el Starbucks en sí no es que sea demasiado barato, pero de ahí a que vayas a un lugar como este, hay un gran paso. Lo único que faltaba es que te sirvieran los cafés en un vaso de oro o algún material de esos nuevos y caros que cuestan una millonada. Bueno, probablemente esto último sea más bien cuestión de tiempo.


Tener tu propia isla

Tener tu propia isla no es algo exclusivo de este siglo, sino que ya pasaba anteriormente, y ya existen islas privadas desde el comienzo de los tiempos. Lo que ha cambiado ahora es que las islas ya no son naturales, sino artificiales. Están creadas con arena artificial, y por tanto, son de reciente construcción.


Vamos, que puedes ir por ahí presumiendo de en qué parte de ese complejo diseño estás viviendo, aunque te diremos una cosa: es más que probable que estés viviendo una realidad igual de artificial que la isla, porque no podríamos considerar que eso es verdaderamente Dubai, sino una realidad lujosa.

Primerísima clase

Una de las líneas de los Emiratos Árabes es Emirates, que cuenta con una primera clase verdaderamente lujosa, por encima de la “Business class”, que ya de por sí es cómoda. Se dice que incluso comparando, su “Economy class” es la más cómoda de todas las aerolíneas que vuelan a Dubai. En cualquier caso, en la primera clase de Emirates tienes desde una sala de encuentro donde pasar el rato, hasta una ducha para asearte bien.


No será la ducha más cómoda del mundo, pero es una ducha en un avión, así que hay que aprovecharlo, y cuanto más, mejor. Seguramente, la mayoría de los mortales solo podremos disfrutar de esto a través de las fotografías, pero soñar es gratis. De momento.


 Aquarium

En Dubai podemos encontrar el aquarium más grande del mundo. Si pensabas que lo único que podías ver en ese país era playa y desierto, estabas equivocado, porque tiene construcciones de lo más interesantes. Así pues, cuenta con la pecera-acuario más grande de esta parte del mundo al menos.

Es un excelente plan, no solo para ir con niños, sino también si vamos con nuestra pareja, e incluso con nuestros amigos.

 Policía

En las mismísimas calles verás que existe un lujo evidente. Y es evidente, porque hasta los recursos del Estado son de marcas de lujo. Es lo que ocurre con los vehículos de la policía, puesto que una gran mayoría son de alta gama. Así pues, si estás detenido en Dubai, probablemente serás el más elegante del mundo.

Porque te llevarán en un Lamborghini hasta la comisaría. Probablemente sea la única vez que montes en un Lamborghini en tu vida, así que puede que sea una ocasión difícil de dejar pasar.

Cajeros de oro

Si ya te flipaba el hecho de que en Japón hubiese máquinas expendedoras de todo tipo, esto te va a encantar. Porque Dubai, a pesar de que no tiene tanta variedad de máquinas expendedoras, tiene una que supera a todas las demás: un cajero asociado a tu banco, para que puedas sacar oro. Sí, sí, oro. Nada de billetes o monedas.

Son trozos de ese valioso metal, con valor real, nada de un valor simbólico. Por si te sientes con ganas de derrochar ese día.


Mascotas exóticas

Todo tiene su lado malo, y es que cuando tienes dinero, y puedes conseguirlo todo fácilmente, supone una gran inyección de adrenalina el hecho de conseguir algo que no todo el mundo pueda tener. Esto genera problemas, como el peligro de extinción. Porque en Dubai hay personas que tienen como mascotas algunos animales que deben vivir de forma salvaje y que no se pueden amansar.


Es el caso de leopardos, leones, y otra clase de felinos que suele gustar a las clases  altas de este país. Es algo triste, y que se debe evitar, puesto que el final de estos animales nunca es tan lujoso como pueda llegar a parecer.


IPad de oro

En uno de los hoteles más lujosos que hay en Dubai, ofrecen a los clientes un iPad de oro, para que vayan acorde al estilo del hotel. No se trata de un acabado en oro, como los que lanza Apple, sino de un iPad hecho verdaderamente de oro con sus 24 quilates. No es de extrañar que el personal del hotel tenga que manejar guantes, porque solo mancharlo con nuestros dedazos, puede costarnos un ojo de la cara.


Es una gran inversión, pero que probablemente atraerá a muchísimos turistas que también tengan un alto poder adquisitivo. Ya sabes lo que dicen; el dinero atrae al dinero.

 La pista de esquí artificial

Tener una pista de esquí artificial no es nada del otro mundo, y de hecho, hay una en Madrid. Pero no tiene nada que ver con esta, que está en Dubai y que es la pista artificial más grande de todo el mundo. Seguramente el coste de mantenimiento de esa pista podría mantener a un país del tercer mundo, pero lo que les va ahí es disfrutar de todo eso sin pensar en las implicaciones sociales.

Así que si vas a Dubai y de repente, te entran ganas de esquiar, este es un sitio en el que puedes hacerlo.

 Postres de oro

Y si te quedaste con ganas de más, siempre puedes optar por este postre, valorado en unos 1000 dólares americanos, que está hecho con oro. Con pan de oro real, de 24 quilates. Nada de baños ni nada. Puedes consumir oro, si así lo deseas. Pensamos que igual no es muy digestivo, pero más de uno es tan avaricioso, que si se lo dan gratis, seguro que se lo come.

Lo que no se duda es que sea un postre de lo más bonito. Pero lo de comestible es bastante dudoso.



Taxi

Te dijimos que si te atrapaba la policía tendrías una ocasión única para montar en un Lamborghini, pero eso era mentira. Porque puedes hacerlo también si vas en taxi. ¡Quién pillara un atasco en Dubai! Sería mejor que ir a una convención de coches lujosos, porque un atasco de Lamborghini, Mercedes de alta gama, Porsches, y demás, es algo que no puedes ver todos los días.


No sabemos si ser taxista será lo más molón del mundo, suponemos que no. Pero ser taxista en Dubai puede ser otra cosa.

Publicar un comentario