miércoles, 5 de julio de 2017

ALIVIA LOS DOLORES DE ARTICULACIONES CON GELATINA


La gelatina es un alimento cotidiano en nuestra dieta. Sin embargo, esto no ocurría hace unos años, cuando ni siquiera se miraba con buenos ojos para nuestros hijos. Así, ha pasado de considerarse un capricho a un postre delicioso, económico y, parece ser, de lo más beneficioso.

En este artículo veremos para qué sirve, qué nos aportará su consumo y por qué debemos tomarla a diario para un buen funcionamiento. Piensa que si no te va bien, siempre puedes comer otra cosa.
Qué no sabías de la gelatina

La gelatina que podemos encontrar en grandes o pequeñas superficies es la que vamos a citar aquí. No es ningún tipo nuevo ni nada por el estilo. Pues bien, este producto que creíamos en su mayoría compuesto por agua, realmente lo está por proteínas. Pero no nos alarmemos, porque eso es bueno para nuestra salud.

Las proteínas son beneficiosas para las articulaciones, pues el colágeno se absorbe mejor por medio de sus propiedades. Así, el cartílago se verá reforzado, aumentando su flexibilidad y aliviando esos dolores tan molestos que incluso impiden caminar. Tal vez hayamos visto estas características en medicamentos o elaboraciones en polvo. Sin embargo, quienes apoyan el consumo de gelatina insisten en que ésta es más natural que esos derivados.

A pesar de las cualidades ya mencionadas, éstas no son las únicas. Las uñas y el pelo también mejorarán con el consumo de gelatina, así como los músculos y el esmalte de los dientes. Esto se debe a su contenido en flúor y es que, ¿hay algo que la gelatina no pueda mejorar? Al parecer es la panacea.

Reduce la inflamación y evita la osteoporosis y la osteoartritis, enfermedades tan comunes en nuestros días que no nos dejan vivir la vida con plenitud. A estas soluciones debemos añadir que la gelatina también mejora la memoria y aumenta la capacidad mental, por lo que los médicos tendrán más horas libres si todos nos comemos una gelatina diaria.

Viendo las expectativas sobre este alimento, que la misma OMS avala como saludable, nos quedamos pensando en cuáles serán los inconvenientes de su consumo. Tras unas cuantas vueltas y, dado que la cantidad recomendada es de 150 gramos para un mes de tratamiento, no creemos que vaya a ser contraproducente.

No obstante, quedamos a la espera de la evolución de su consumo, cuando más gente tome gelatina asiduamente y veamos los resultados de las promesas a gran escala. Mientras tanto, ¿por qué no comernos un postre de gelatina de fresa para calmar el calor? ¿De limón?


Publicar un comentario