lunes, 30 de noviembre de 2009

MASCOTAS JUDÍAS














Si creía que las mascotas sólo quieren comer para luego aliviar sus demandantes esfínteres y que las grandes cuestiones metafísicas les son ajenas, esta nota es para Ud.

Los perros y gatos también tienen inquietudes existenciales y tienen derecho a profesar una religión. Cuando un perro mira al infinito no significa que quedó estupidizado con la mente en blanco como si hubiera sido desconectado de la Matrix. Es muy probable que esté reflexionando sobre los grandes temas bíblicos.

Cuando Moisés abrió el Mar Rojo, algún perro habrá aprovechado para cruzar. Y cuando Josué fue vendido por sus hermanos, algún gato egipcio se le habrá enredado entre las patas. De hecho su famoso abrigo multicolor debe haber sido confeccionado con innumerables mascotas del momento. Con qué otra cosa, si no. Para el spandex faltaba mucho.

En fin... todas estas mascotas alimentadas a pletzalej, knishes de papas y varenikes es obvio que eran judías. Como éstas. Inclusive algunas han honrado sus tradiciones comiendo sólo trocitos kosher y han sabido apreciar sus platos típicos con gran fruición.

Todos estos animales y otros más que esperan exhibir sus creencias por Internet lo están esperando en Mascotas Judías. Un sitio para la reflexión, el asombro y el recogimiento. ¡Shalom!
Publicar un comentario