sábado, 9 de enero de 2010

LO APRESARON POR CONTESTAR


La policía decomisó seis plantas de marihuana y dejó una nota que decía "si las querés de vuelta llamá". Y el criminal llamó.

Un grupo de detectives encubiertos de Marathon, Estados Unidos, descubrió una plantación de marihuana en un terreno baldío. Retiraron las plantas y decidieron dejar -más en broma que otra cosa- una tarjeta que decía "gracias por las plantas. Si las querés de vuelta, llamá para ponernos de acuerdo en el precio".

Los policías jamás esperaron que les contestaran la nota pero diez minutos después el dueño de las plantas llamó. Rick Ramsay de la oficina del Sheriff del condado de Monroe sostuvo que "debe ser el ganador del premio nacional al criminal más estúpido".

Steven Locascio, de 48 años, negoció sus plantas de marihuana por 200 dólares. "Puso mucho trabajo y energía en esas plantas. Cada una vale más de 1.000 dólares así que probablemente pensó que era un gran negocio recuperarlas por sólo 200" explicó Ramsay.
Publicar un comentario