miércoles, 27 de abril de 2011

EL REY Y LA AURORA. (LEYENDA DE LA INDIA)

EL REY SANVARANA, HIJO DEL OSO, CON SUS CORTESANOS Y AMIGOS, Y RODEADO DE MONTONEROS Y JAURÍAS DE PERROS, FUE UN DIA A CAZAR POR UN AGRESTE PARAJE DE ESPESA VEGETACIÓN.


PERSIGUIENDO A UN ANIMAL HERIDO SE PERDIO POR ENTRE LA MALEZA, DESORIENTADO POR COMPLETO. POR MUCHO QUE SE ESFORZO EN LLAMAR A SUS COMPAÑEROS, ESTOS NO LE RESPONDIERON PORQUE, EVIDENTEMENTE, NO LE OIAN.

EL SOL SE HABIA PUESTO YA Y LA NOCHE SE ECHABA ENCIMA.

NO ENCOTRANDO OTRA SALIDA A SU SITUACIÓN, SE PUSO A ANDAR TOMANDO POR RUMBO EL SENDERO QUE SUPONIA IBA A CONDUCIRLE AL PUNTO EN QUE SE HALLABAN SUS CAMARADAS. YA EMPEZABA A IMPACIENTARSE PENSANDO QUE DURANTE LA NOCHE PODIA SER DEVORADO POR ALGUNA FIERA, O DESPEÑARSE POR UN PRECIPICIO SI CAMINABA EN LAS TINIEBLAS, CUANDO DECIDIO BUSCAR UN REFUGIO EN EL QUE AGUARDARIA HASTA EL DIA SIGUIENTE. PERO DE PRONTO VIO EN LA CIMA DE UNA MONTAÑA UNA DONCELLA EXTRAORDINARIA, HERMOSA HASTA LA SACIEDAD, QUEDANDO EXTASIADO ANTE AQUELLA SUBITA APARICION. AVANZO Y, CUANDO ESTUVO CERCA DE ELLA, QUEDO FASCINADO ANTE LOS MULTIPLES ENCANTOS DE LA HERMOSA.

PERO LA MARAVILLOSA VISION, CUANDO SANVARA SE DISPONIA A HABLARLE, NO LE QUISO ESCUCHAR Y HUYO, ESCONDIÉNDOSE ENTRE LAS NUBES.

EL ENAMORADO REY BUSCO, ENLOQUECIDO, SIN CONSEGUIR DAR CON SU PARADERO. AGOTADAS LAS FUERZAS, CAYO EXÁNIME EN TIERRA. COMPADECIDA LA DONCELLA DEL ENAMORADO MANCEBO, SE ACERCO A EL, TRATANDO DE RANIMARLE. EL SE SINTIO FELIZ AL DESPERTAR Y VERLA A SU LADO. LE CONFESO SU PASION Y ELLA, CONVENCIDA DE LA SINCERIDAD DE SUS PALABRAS, ACEPTO, INVITÁNDOLE A QUE PIDIERA A SU PADRE, EL SOL, EL BENEPLÁCITO PARA QUE PUDIESE SER SUYA. Y DESAPARECIO DE NUEVO, DEJANDO AL DONCEL SUMIDO EN EL MAS PROFUNDO DOLOR.

LOS CORTESANOS Y MINISTROS, ALARMADOS POR LA PROLONGADA AUSENCIA DE SU SOBERANO, RECORRIERON EL BOSQUE DE NORTE A SUS Y DE ESTE A OESTE HASTA DAR CON SANVARANA, EL CUAL, UNA VEZ REANIMADO, MANIFESTO SU FIRME VOLUNTAD DE NO REGRESAR CON ELLOS, PUESTO QUE DESEABA QUEDARSE ALLI. DESALENTADOS, LOS CORTESANOS TUVIERON QUE VOLVER A PALACIO Y MANDAR A QUIEN ACONSEJASE AL REY. ELIGIERON PARA ELLO AL SABIO VARON VASITCHA QUE, ENTERADO DE LAS PASIONES DE SU MONARCA, CONSIGUIÓ QUE EL SOL ACCEDIESE A DESPOSAR A SU BELLA HIJA CON EL ENAMORADO SOBERANO.

Y SE CELEBRARON LAS BODAS CON GRAN ESPLENDOR.

PASARON MUCHOS DIAS ENTREGADOS A DULCES COLOQUIOS DE AMOR, EN SU FANTÁSTICO PALACIO DORADO, CON JARDINES DE ENESUEÑO Y MUSICA ARRULLADORA.

PERO EN LA TIERRA, MIENTRAS, NO LLOVIA, LAS PLANTAS SE MORIAN DE SED, LOS ANIMALES ENFERMABAN POR FALTA DE AGUA Y LA TIERRA SE RESQUEBRAJABA. EL MUNDO, SOJUZGADO POR EL TERRIBLE SUCHIRA, PADECIA ANGUSTIOSOS TORMENTOS. EL PUEBLO, CON SUS SACERDOTES AL FRENTE, ACUDIO A ROGAR AL MONARCA QUE LO LES DEJASE SUCUMBIR EN EL FUEGO DE LA TIERRA, Y EL REY, COMPADECIDO POR LOS SUFRIMIENTOS DE SU PUEBLO, ABANDONO A SU DULCE DESCANSO Y VOLVIO A SU ANTIGUA RESIDENCIA PARA ACERSE CARGO DE LOS ASUNTOS DE SU REINO. ALLI ORDENO A INDRA QUE DERRAMASE SOBRE LA TIERRA AGUA EN ABUNDANCIA, APAGANDO EL FUEGO DE DEVORABA LOS CAMPOS, Y APLACO LA SED DE LAS CRIATURAS, QUE VOLVIERON A SENTIR EL PLACER DE LA VIDA

Publicar un comentario